“Cuando pienso en Charles Jacobs -mi quinto en discordia, mi agente del cambio, mi maldición-, se me hace insoportable creer que su presencia en mi vida tuvo que ver con el destino. Si fuera así, significaría que desde el principio estaba escrito que todas estas atrocidades ocurrirían. En tal caso no existe nada parecido a la luz, y creer en ella es vana ilusión. En tal caso, vivimos en la oscuridad como animales en una madriguera, u hormigas en lo más hondo de su hormiguero. Y no estamos solos.”

Jamie Morton, 

Revival, Stephen King

RevivalSINOPSIS: Octubre de 1962. En una pequeña localidad de Nueva Inglaterra la sombra de un hombre se cierne sobre un niño que juega entusiasmado con sus soldaditos. Cuando Jamie Morton levanta la cabeza, ve una figura imponente. Se trata de Charles Jacobs, el nuevo pastor, con quien pronto establecerá un estrecho vínculo basado en su fascinación por los experimentos de electricidad. Varias décadas más tarde, Jamie ha caído en las drogas y lleva una vida nómada tocando la guitarra para diferentes bandas por bares de todo el país. Entonces vuelve a cruzarse con Jacobs -dedicado ahora al espectáculo y a crear deslumbrantes “retratos de luz”- y el encuentro tendrá importantes consecuencias para ambos. Su vínculo se convertirá en un pacto más allá incluso del ideado por el Diablo, y Jamie descubrirá que “renacer” puede tener más de un significado.

Esta inquietante novela, que se extiende a lo largo de cinco décadas, muestra uno de los más terroríficos finales que Stephen King haya escrito jamás. Es una obra de arte del maestro de contar historias de nuestro tiempo, en la tradición de Hawthorne, Melville o Poe.

RESEÑA: Mucho se habló de esta novela, del regreso de Stephen King a sus orígenes más macabros y tenebrosos, y a lo que algunos llamaron “el final más impactante de la carrera del “maestro del terror”. Con esa esperanza y sin nada más me enfrasqué en la lectura de esta novela ¿cumplió con las altísimas expectativas? La respuesta es sí.

Por supuesto que hay mucho de marketing en esa afirmación, un marketing que sube las expectativas demasiado y hace al lector esperar más de lo que realmente hay, sin embargo, esto no evitó que tuviera extraños sueños la noche en que terminé de leer ¿Impactante? Sí, pero más que nada un final que parecía beberse de un sorbo todas las esperanzas humanas ¿Puede haber algo más aterrador que el Infierno? Stephen King parece creer que sí.

Stephen King, a diferencia de varios best sellers, escribe muy bien, su pluma es ágil con ciertos momentos de verdadera genialidad, es atractiva y entretenida. La novela se adentra en la vida de Jamie Morton y nos cuenta con muchísimos detalles, en un estilo racconto que recorre más de 50 años, la vida de su protagonista y cómo el encuentro con lo que él llama “quinto en discordia” cambiará para siempre su mundo y el de los que lo rodean. Paso a paso vamos viendo que nada parece una coincidencia, que el destino empuja a nuestro personaje a un abismo inimaginable, que se vislumbra en pequeñas porciones de sus vivencias y que se muestra como un fantasma invisible en cada etapa, en cada encuentro con Charles Jacobs.

El autor nos hace conocer a Jamie, nos hace congeniar con él, quererlo incluso, somos testigos de su vida desde los 5 años, aprendemos a conocer a su familia y entorno más cercano y a sufrir con cada golpe del destino. Podría decirse que es casi una biografía, contada en primera persona, hay capítulos en los que en realidad olvidamos que estamos leyendo un libro de misterio y terror. El relato, a pesar de ello, es entretenido, dinámico y atrae al lector.

Otro de sus puntos altos es el tema que toca con el fanatismo religioso, y lo muy peligroso que es, y el uso indebido de la tecnología y cómo su veneración puede tener las mismas consecuencias fatales del fanatismo religioso.

Personalmente la novela me enganchó desde el primer momento, King ahonda en sus personajes tomándose todo el tiempo del mundo y esa es una de las características que me encantaron de Revival, mientras hoja a hoja la tensión va aumentando hasta desencadenar un evento que cala de manera profunda en el lector y que parece echar por tierra cualquier intento por idealizar la vida y la muerte, en un tono claramente oscuro.

Aquí vemos la pluma de King en su estado más puro, y si eres primerizo en el mundo de las letras de Stephen King tal vez esta no sea la mejor novela para empezar, sin embargo, podrías quedar tan sorprendido como yo y quizás tener alguna pesadilla o dos con su misterioso y oscuro final.

Muy bueno

Erika Moreno I.

Comentarios